Biografía no autorizada de Mario (segunda parte)

 

En la primera parte de esta biografía recorrimos un poco los orígenes de este querido personaje y nos adentramos también en algunas polémicas sobre su personalidad.

Antes de retomar el historial de sus hazañas digitales vamos a hablar un poco de su apariencia.

 

Mucho más que una cara bonita

Dado el éxito y la pregnancia del personaje, es fácil pensar que todo su aspecto y características, fueron producto de una estrategia minuciosa, pero nada más lejos de la realidad. Así como Mario en un principio no se llamaba Mario, también tenemos que decir que al inicio tampoco iba a ser fontanero, sino carpintero. Su aspecto físico además fue modificado para sobrellevar mejor las limitaciones técnicas de la época, su popular mostacho se hizo ante la imposibilidad de destacar su sonrisa, su característico gorro fue diseñado para no tener que animar su cabello y por último su característico enterito y guantes, responden a la necesidad de hacer notorio el movimiento de brazos y manos.

 

El primer protagónico

En el año 1984, nuestro heroico fontanero, junto a su hermano Luigi se enfrentan a una plaga de tortugas por las alcantarillas de Nueva York y esa su primera gran aventura. No obstante su consagración fue en 1985 con Super Mario Bros. Además de compartir aventuras con Luigi, es en este juego donde se presentan por primera vez personajes que también se convirtieron en íconos, como la princesa Peach, Toad (el simpático habitante del reino de champiñon) y el archivillano Browser, además de que dichas aventuras se desarrollan en universos totalmente fantásticos.

 

Nuestro Villano favorito

Bowser, merece un párrafo aparte dentro de esta biografía. No por nada en el año 2013 el libro Guinnes de los records lo consagró como el mejor villano de la historia de los videojuegos. La primera acción por la que conocemos al rey de los Koopas, es por (cuando no) secuestrar a la princesa Peach e intentar la conquista del pacífico reino de champiñon. Bowser es el típico villano, poderoso, malhumorado y vengativo de aspecto temible. En las sucesivas versiones vamos descubriendo que tiene muchos secuaces, los más conocidos son los Koopalings que estás inspirados en diversas personalidades como Beethoven (Ludwig Von Koopa), Iggy Pop (Iggy Koopa) y Larry King (Larry Koopa). También tiene un hijo (Bowser jr), que al igual que el hijo de Donkey Kong, enfrentó a Mario cuando llegó el momento.

Incluso existe una teoría conspirativa que dice que en realidad Bowser no es un villano, si no que convierte a la gente del reino de Champiñon en piedra como defensa a un primer ataque de proveniente del mismo. Los defensores de esta teoría destacan que el es un buen gobernante que trata muy bien y cuida a su gente mientras, Mario no duda en destruir todo tipo de obstáculos (que en realidad son personas convertidas en piedras y ladrillos por bowser) para lograr su cometido.

Lo cierto es que la saga parece expandirse hasta el infinito explorando nuevos mundos.

 

No te pierdas la tercera y última entrega donde te contamos cómo fue llegando esta gran saga hasta nuestros días.

 

Artículos relacionados:

Acerca de Javier Perez

Creativo digital, director de arte para videojuegos y docente universitario en las carreras de multimedia y videojuegos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *